jueves, 21 de enero de 2016

Aquí y Ahora

Beber para creer”

FICHA TÉCNICA

Año: 2013
País: Estados Unidos
Duración: 1hora 35minutos
Género: Comedia, Drama
Presupuesto: 3 millones de dólares
Recaudación: 7 millones de dólares
Título: The Spectacular Now



Lo mejor: -La parte más oscura de la trama.
Lo peor: -Demasiados clichés de las comedias amorosas de adolescentes. 






Aquí y ahora fue lo que le dije el otro día a la camarera de la discoteca, y la respuesta fue tan insatisfactoria como esta cinta.
Aquí y ahora, cuyo título original es The Spectacular Now (aunque de espectacular tenga lo mismo que hacer un puzzle de dos pierzas) es una comedia-dramática-romántica del montón, con todos y cada uno de los topicazos de los que goza el género, y lo único que la diferencia de otras cintas de la mismo índole, es la oscuridad que se cierne sobre el protagonista masculino, el resto de cinta es previsible, una cinta más que digna a caer en el cajón del olvido







Típica película para ver en un día tonto de esos que nos sentimos más sensiblones de lo habitual (si uno de esos días que nos emociona hasta ver como nuestro mini-yo estercolero se va por el desguace del váter sin despedirse), porque aunque no sea un sermón del obispado tampoco es la gran fiesta que tanto alardea el prota, sus tintes de “lo de siempre” la hace algo pesada, además hay que sumar que la dirección tiene una calidad cuestionable, en muchas escenas se deja entrever un aire de improvisación y vagancia que queda realmente cutre.
En cuanto al reparto tenemos a dos de las jóvenes promesas del sector cinematográfico como son Miles Teller y Shailene Woodley (ejem ejem se han cogido cariño desde Divergente) que se les ve demasiado relajados, acrecentando esa sensación de improvisación.







Voy a dejar de lado el mensaje de chico malote conoce a chica ejemplar que lo hará cambiar mientras ella se enamora locamente de él, que aunque en esta cinta al principio sea él quien influye en ella (un mensaje cruel y duramente real) el final bonito acaba fluyendo. Voy a centrarme en la gran grandeza (por si no ha quedado claro lo grande que es) de la cinta y es toda la oscuridad que rodea la cómoda vida del joven protagonista, una vida al borde del precipicio a tan temprana edad, en eso si que sabe el director sacar mucho provecho, llegando a provocar reacciones nauseabundas al espectador al ver como alguien tan joven es capaz de destrozar su vida y futuro día a día, lo mejor sin duda de toda la película, lástima que se pierda tanto tiempo en amores baratos.







Un final que es tan duro, como real y previsible, un final esperado que va sobre dificultades de la vida, para acabar de forma comercial para satisfacer a todas las grupies que no alcanzan la mayoría de edad, y que esperan su final feliz y el... comieron perdices (o se comieron otras cosas, que las perdices ya no están de moda).
Aquí y ahora termino con la crítica de otra comedia romántica de topicazos constantes que no aporta nada a un género que no necesita de más cintas como ésta, por muy famosillos que sean los protagonistas, solo se salva la parte personal y cruda del protagonista masculino, el resto es más de lo mismo, enfocado a un público en particular.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...