lunes, 8 de septiembre de 2014

La Casa al Final de la Calle

Mejor dar media vuelta”

FICHA TÉCNICA

Año: 2012
País: Estados Unidos
Duración: 1hora 41minutos
Género: Suspense, Terror
Presupuesto: 7 millones de dólares
serRecaudación: 48 millones de dólares
Productora: Relativity Media
Título: House at the End of the Street


Lo mejor: -La niña bonita de Hollywood (Jennifer Lawrence).
Lo peor: -No hay por donde cogerla, excesivamente simple.






Un bosque, una casa con un secreto oculto, un niño con un pasado perturbador, una chica adolescente que se enamora perdidamente, un chulo americano con un grupito de matones y si todos estos topicazos no os parece suficiente repelente para no ver un producto exprimido hasta la saciedad, nuestras dos mujeres protagonistas tienen más vidas que los gatos.
Lo único que vale la pena, es la sorpresita que nos esconde la casa de al lado (que no está al final de la calle, está al ladito) que si le prestas un poco de atención no es sorpresa ni es nada.
Un derroche de astucia del director, contrato a Jennifer Lawrence para que nadie se de cuenta la bazofia de película que están viendo, y por si alguno empieza a sospechar le ponemos camisetas ceñidas de tirantes, así nadie prestará atención a la trama. 








Si te la venden como película de miedo y no da miedo, es como comprar un champú anticaspa y que no te quite la caspa, nos pasaremos 100 minutos lamentando que nuestra amada Lawrence haya aceptado semejante borrón en su carrera cinematográfica.
Al principio si que te quedas expectante a ver que sucede, después te das cuenta que solo conoces la vida de tres personajes, los demás son meros maniquís, y si aún sigues viéndola al final te encontrarás con el plato fuerte de la cinta, el gran misterio (la verdad no es mala la idea) pero dura menos que los anuncios de la televisión pública (TV1), si se hubieran centrado más en darle forma a la idea y menos en un amor tonto y previsible, hubiera ganado algo de interés.
No vale ni como entretenimiento llano, es aburrida a más no poder, solo la podrán soportar los fanáticos de la chica en llamas.  







Estado meditando seriamente dejar este apartado en blanco, pero sería injusto respeto otras bazofias que si me digné analizar.
La cinta no provoca ninguna emoción, muy poco miedo y algo de asco hacia los vecinos pijos (que dirán 5 frases contadas, y aún así son dignos merecedores de una leche), aparte de eso vacía.
En el tema de mensajes, la historia de la hermana muerta tiene mucho juego, es un tema peliagudo que saben más o menos como enfocarlo, pero aparte de eso, solo tenemos a Jennifer Lawrence en plan ONG (salvemos al niño con un pasado aterrador) y a la madre que pasa más tiempo trabajando que con su hija, pero hará lo que sea para que no desfloren a su hijita (irónico después de ver como hemos visto a Jennifer). 







Se descubre el pastel (lo único decente de toda la cinta) y casualidades de la vida la joven protagonista está metida en medio del meollo, y todo se desenlaza con una lucha de todos contra el malo, repartiendo a diestro y siniestro pero el único que morirá será un secundario que no sabrás ni como se llama, los protagonistas de verdad ya puedes llamar a Los Mercenarios si quieres hacerles algún rasguño.
Un final, muy típico y falso a la vez, te acabará desesperando, es un pilla pilla interminable.
En definitiva, por mucho que salga el amor platónico de medio planeta (y después de esas fotos subidas de tono, del otro medio planeta también) no vale un pimiento, poco terror, menos suspense y mucho topicazo, una perdida de tiempo



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...